Con queso panela.

Uno de los ingredientes que nos encanta incluir en ensaladas, guisados y hasta postres, es el queso panela. ¡Y cómo no! Es delicioso, ligero y, como te habrás dado cuenta, combina con todo.

LO QUE TIENES QUE SABER SOBRE ESTE QUESO

  • También es conocido como “queso de la canasta” o “queso blanco”.
  • Su origen es 100% mexicano.
  • Pertenece a la categoría de los quesos frescos, pues no es sometido a ningún proceso de maduración o fermentación.
  • Únicamente tiene entre un 18% y 26% de grasa, por lo que es el favorito para cuidar la línea y el más recomendado por nutriólogos.

BENEFICIOS PARA TU SALUD

  • Posee un efecto saciante que provoca que te sientas satisfecho fácilmente.
  • Es bajo en sodio a diferencia de otros quesos curados.
  • Su consumo es recomendado para personas que sufren hipertensión, colesterol alto, diabetes y problemas cardiovasculares.
  • Es una excelente fuente de proteínas y calcio, que cuidan los huesos y músculos.
  • Conserva una gran cantidad de agua, una de las razones por las que es muy ligero.

CÓMO CONSERVAR EL QUESO PANELA POR MÁS TIEMPO

Para que se conserve en buenas condiciones, refrigéralo a una temperatura entre 2° y 6°C, en su empaque original. Una vez abierto, guárdalo dentro de un recipiente de plástico con tapa hermética para evitar que se contamine, se seque y se impregne de otros olores.